domingo, 10 de abril de 2016

De mamá para ustedes

Buenas tardes y gracias a todos por venir.

La hija, la abuela, la tía, la amiga, la hermana y la madre que era mi mamá era sin duda un ser muy especial.

Si ella estuviera aquí no quisiera que sintiéramos tristeza ni que lloráramos, aunque nos dejaría llorar.

Tampoco quisiera que nos vistiéramos de negro porque no le gustaba ese color.
Quisiera estar aquí para compartir con todos tomando café y comiendo una torta de zanahoria.

Mi madre se consideró siempre una maestra y una estudiante de la La Luz.

Durante los últimos meses de su vida terrenal estuvo muy reflexiva, pensando en los momentos felices con cada uno de Uds. gracias por darle esos momentos, sería interminable mencionarlos todos.
 
Sé que ella quisiera que admirásemos las guacamayas cuando surquen el cielo,

Que camináramos por la grama con los pies descalzos como ella lo hacía,

Que escucháramos el concierto de Aranjuez con los ojos cerrados,

Que bailáramos una canción de Willie Colón,

Que entregáramos cada día a Dios,

Que no lloráramos una vida, que salgamos a salvar una de tantos animalitos que hay en la calle.
No nos queda duda de lo feliz que estaba por su familia.

Si estuviera aquí le hubiera dicho:

A sus hermanos: gracias. Gracias por darme sobrinos maravillosos, los amo.

A la abuela le diría: gracias. Hiciste lo mejor que pudiste y no podría pedir una madre mejor, gracias por durarme tanto.

Adrián a ti te diría gracias por darme nietos, los amo. Estoy orgullosa del gran padre en el que te has convertido.

A Yeli le diría: gracias por el apoyo incondicional, siempre he sabido lo especial que eres.

A ti Ari te diría: gracias, gracias por tanta entrega, por cada momento feliz que me has dado, por favor ten más con Raul, hazlo por mi.


A mi me diría: qué bonito escribes! Contigo cerré con broche de oro…










Si acaso nos quedaba alguna duda de que nos quería, el día de su fallecimiento abrimos un papelito que ella había escrito en el que se lee:

“Mis hijos me aman, Soy feliz”

Hoy estoy segura que la reciben sus seres queridos que ya no están con nosotros, los animales que no pudo salvar (salvó 40 animalitos en vida) y mi abuelo que, como ella solía decir, fue el único hombre que realmente le quiso en la vida.

Pido que piensen en ella feliz, tal y como la última vez que la vieron, ese era su deseo.



(*)Palabras misa 07/04/2016

3 comentarios:

Unknown dijo...

Aunque no estuve en la misa, senti cada una de tus palabras, me encantaron...te envio un abrazo grande y todas mis fuerzas positivas para ti y los tuyos.

Mitchele Vidal dijo...

Desde donde esté tu mama te agradece que la recuerdes así de bonito.

Unknown dijo...

Que hermosa vida vivió tu mamá!! Les ha dejado un legado de amor, generosidad, alegría y principios
que serán su mayor tesoro y cada nuevo dia se valorizarán más!

Publicar un comentario